La Historia de la Humanidad
es la historia de la estupidez Humana.

22 de agosto de 2015

¿Es contradictorio el veganismo?


Encuentro que el veganismo es una postura muy loable y admirable, pero no la apoyo. Hace algunos días atrás estuve debatiendo con un vegano de la página de Facebook Memes Veganos, quien tras un par de días no me aguantó y me bloqueó de la página. Sí, ¡Que sensible! Y es que después defender a un carnívoro que hizo un comentario estúpido pero cierto, me puse a indagar algunas contradicciones ético-filosóficas dentro del veganismo.

En primer lugar, todo comenzó cuando un usuario señaló que: "¿Acaso creen que los animales herbívoros no matan?". Lo cual es bastante cierto, ya que hay animales vegetarianos que matan otros animales de su misma o diferente especie, ya no para conseguir alimentos sino para protegerse a sí mismo, sus crías o sus territorios. Sin embargo, algunas reacciones, tanto por el resto de los usuarios como de los admin, fueron de burla y desprecio. Algo que podría decir en defensa de los admin es que los "trolls" siempre existen y que sólo tienen la intención de molestar sin aportar nada, y ello lleva a los admin a responder de esa manera. De todas maneras, ello no justifica los descalificativos personales.

Hay dos posturas distintas en las que los veganos pueden fundamentar -redundantemente- su veganismo: una lógica y una ética. La postura ética es la más sencilla: no matar, explotar o abusar de otra criatura animal. Sin embargo, la postura lógica presenta más complicaciones. En ésta, el vegano fundamenta su decisión buscando el menor impacto posible en el ambiente y los animales. De esta manera, se decide vegano porque la agricultura tiene un menor impacto en el ambiente que la ganadería u otras actividades económicas que implican la explotación animal. Ambas posturas presentan sus contradicciones e, incluso, aunque no completamente opuestas, son contradictorias entre sí.

Un vegano que se sostiene bajo una premisa ética se siente terriblemente ofendido cuando les dices: "¿Y las plantas no son seres vivos también?". Las plantas, sin lugar a dudas, son seres vivos y, aunque incapaces de sentir, algunas plantas han desarrollado venenos, espinas y otros mecanismos de defensa que nos indica que su intención como organismo es seguir viviendo (Inclusive, quizás, si la humanidad lo permitiera, las plantas evolucionarían para no ser comestibles por los humanos). Sin embargo, aquí el vegano cambia su fundamento ético por uno lógico: "Las plantas son comestibles porque no son capaces de sentir dolor" (ya que carecen de sistema nervioso central). De esta manera, el vegano, al justificarse de manera lógica, también admite la posibilidad de consumir alimentos animales que se hayan obtenido sin infringir dolor o muerte. Por un lado, hay organismos animales sin sistema nervioso central, como las esponjas de mar, la cuales por medio de esa lógica sería válido comer para un vegano o, inclusive, también los huevos de aves y fetos de mamíferos serían comestibles antes de que el embrión desarrolle su sistema nervioso central. También, esto abre paso a la muerte humanitaria en los animales, es decir, provocar la muerte a un animal de manera indolora para, en este caso, el consumo alimenticio, o inclusive, modificar genéticamente a los animales para que carezcan de capacidad sensitiva.

Es decir, si la fundamentación es ética, hay una contradicción porque los únicos que seres vivos que pueden producir su propio alimento son las plantas (mediante la fotosíntesis), el resto de los seres vivos debemos adquirir los nutrientes y energía a través de la ingesta de otros seres vivos, ya sean plantas o animales... Hay que matar a otro ser vivo. En cambio, si la fundamentación es lógica, el vegano debe admitir la posibilidad de ingerir algunos productos animales que se puedan haber obtenido sin muerte, dolor o explotación. De esa manera el veganismo pierde su sentido.

Inclusive, el estilo de vida más apropiado y ecológicamente sustentable, sería el estilo de vida de los pueblos indígenas que se dedican a la caza y la recolección, y no el estilo de vida vegano (La agricultura requiere grandes extensiones de tierra que, irónicamente, afectan negativamente al mundo animal). Para ilustrar más el panorama, de acuerdo a una teoría anarco-primitivista, el origen de los males sociales de la humanidad nació con la agricultura. Cambiar de un estilo de vida nómada a uno sedentario, llevó al ser humano a controlar el ambiente que le rodea, lo que lleva a la explotación de recursos naturales. El excedente de la riqueza que conlleva el estilo de vida sedentario que promueve la agricultura, llevó a que exista la pobreza, la segregación, las guerras y entre otros males que sólo existen en la especie humana. De ahí que la propuesta anarco-primitivista sea volver a la edad de piedra, volver a la economía de la caza y la recolección, dejando de lado la agricultura y la ganadería que, para ellos, genera más problemas que soluciones. Personalmente, no estoy muy de acuerdo a ello, ya que el mal está hecho y 7 mil millones de almas no se pueden alimentar solamente por la caza y la recolección. Sin embargo, esa es una teoría que nos lleva a comprender que todo lo que hacemos tiene un impacto, inclusive el estilo de vida vegano. En este sentido, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), ha instado a la gesta de insectos para reducir el hambre, dada las superiores ventajas de la cría de insectos en el impacto ambiental[1].

Para mi, la fundamentación ética y lógica no serían las más apropiadas para el veganismo. La fundamentación debería ser de tipo volitiva: como lo que como como una expresión de mi individualidad y mi libertad. Es decir, "yo como así porque me da la gana". En mi debate con los admin de Memes Veganos, noté su gran necesidad de justificar lógicamente su postura, y en consecuencia, ellos pensaron que yo intentaba justificar la mía. No es así, al menos en lo personal, no tengo necesidad de justificar lo que como, más que el hambre y lo delicioso que saben algunas comidas. La fundamentación volitiva es más fácilmente de justificar y más difícil de criticar, pues si yo quiero comer caucho, vidrio o plástico, eso forma parte de mi libertad de pensamiento, al libre desarrollo de mi personalidad e, inclusive, al derecho a la cultura. Es más útil convertir el veganismo en un derecho humano que en una imperiosa necesidad lógica-ética. Sin embargo, eso no debe ser del gusto para los veganos, porque también justifica la dieta omnívora.

En conclusión, el problema no radica en lo que comemos, sino en el sistema en el que vivimos, que nos lleva a la explotación de los recursos naturales y animales. Debemos migrar a una economía autosustentable, que no sólo garantice nuestra supervivencia sino también la de las generaciones futuras.

NOTAS:
[1] FAO. "La contribución de los insectos a la seguridad alimentaria, los medios de vida y el medio ambiente". Disponible por: http://www.fao.org/docrep/018/i3264s/i3264s00.pdf

15 de agosto de 2015

Contradicción socialista y bolivariana en el Esequibo


Recientemente, entre Venezuela y Guyana se ha dado un impase diplomático por un territorio denominado "Esequibo". Hay varios factores históricos en los que Venezuela hace su reclamo (ver aquí), pero el mismo raya principalmente en contradicciones a nivel ideológico por parte del gobierno Bolivariano y Revolucionario.

Uno de los fundamentos de la reclamación venezolana es la usurpación del territorio por parte del Imperio Británico. Sin embargo, en el Esequibo se dieron dos usurpaciones: La realizada por el Reino Unido a Venezuela y la realizada por España a los pueblos indígenas (usurpación que heredó Venezuela). Si la colonización de facto de Inglaterra en el Reino Unido es motivo de reclamación territorial por parte de Venezuela, ¿entonces la colonización de facto de España es motivo para que los pueblos indígenas reclamen como propios los territorios usurpados y conformen uno o varios países independientes (hay alrededor de 50 pueblos indígenas en Venezuela)? De esta manera, la primera contradicción es la defensa de la "soberanía" en contraposición a la defensa de los derechos de los pueblos originarios, que evidentemente no tendrán la anuencia del gobierno nacional para conformar su propio país.

Con esta idea entramos a la segunda contradicción ideológica: Para la izquierda "la tierra es de quien trabaja" (Emiliano Zapata). Así, la tierra no es un objeto del derecho, y el uso, ocupación y permanencia está por encima de las leyes y pactos, de los cuales se suelen aprovechar los grupos dominantes para hacer valer sus intereses. Señalaba muy enfáticamente Karl Marx:
"La lucha de la clase obrera no tiene nada que ver con los intereses nacionalistas. El proletariado no defiende la creación de nuevas fronteras, sino su abolición; no defiende los privilegios de un territorio frente a los demás, sino la solidaridad y la unidad de clase frente a todas las divisiones; no pretende una distribución más equitativa de los beneficios, sino la abolición de la ley del valor, la subordinación de la producción a las necesidades humanas: «De cada cual según su capacidad; a cada cual según su necesidad»”
La tercera contradicción se encuentra en la ideología bolivariana. El sueño de Bolívar era la unión de América Latina, desde México hasta Argentina, en una misma nación. Quizás Bolívar pensaba más en Hispanoamérica, pero hoy en día toda la América Latina y el Caribe tiene metas comunes que han quedado materializadas con la creación de esquemas de integración y cooperación como UNASUR y CELAC. De esta manera, la acentuación de un problema limítrofe es un impedimento para la integración de los países, no solamente entre Venezuela y Guyana, sino también en otros casos de problemas limítrofes como los que hay entre Chile, Perú y Bolivia. Estoy bastante seguro que Hugo Chávez era conocedor e incluso promotor de las ideas bolivarianas de integración latinoamericana, pero esta vez sus "hijos" han decidido irse por otro lado.

Siempre he reconocido que es muy difícil vivir de acuerdo a lo que se cree, especialmente cuando las cosas escapan de tu control... Pero esta no es una de ellas.

31 de julio de 2015

The Time Fly

I love you so much
I will make you my world
you make the time fly
when you are on my side.

I write you these words
hoping you trust me, my love
I cannot promise the future
But I can trust you my heart

2 lunares


Son 2 lunares
los que yo quiero
los que yo pido
en estas luces.

Y una dulce brisa
que va a la plaza
donde te espero
y hay un recuerdo.

Para mi los pido
esos labios finos
que aún los siento
que aún los quiero

(Con dedicatoria a Lilibeth Pueyes [2014])
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...