La Historia de la Humanidad
es la historia de la estupidez Humana.

5 de julio de 2010

Más Nietzsche, Menos Platón



Lo confieso, he estado viendo religiosamente el mundial, y por eso no he escrito nada desde hace un tiempo jaja. También, por la imagen que acabo de colocar, estoy seguro, algún día me demandarán por violación de derechos de autor[1]... Pero nadie me detendrá!! Además, no ganaran nada con eso, pues no tengo ni un céntimo, y lo único que me queda ya es mi PC, el Internet, y la ropa interior que llevo puesta... (jeje).

Pero mi situación financiera es sólo de interés para mi =( ... Hoy quiero convertirme en Gurú. Sí, eso fue lo que escribí, Gurú. Y quiero enseñarles cómo vivir una vida plena, y sin hacer ejercicio, sin comer saludable, sin hacer meditaciones, sin leerte un maldito libro entero para no practicar nada, y todo esto será ya llevado a ustedes de modo "¡¡GRATUITO!!"... Y sí llamas ya, te daremos un marcador de libros, que podrás usar cómodamente en... un libro!! Por el módico precio de 10.000$$$!!!... Ya va, Mmm... ¿Lo dije bien? No importa... LLAME YAAA!!! (El sexy blogger que escribió esto se vende por separado).

Yo tengo un amigo llamado Friedrich Nietzsche, quien es un ya muy muerto filósofo alemán. A este sujeto se le ocurrió la idea de un "Superhombre", o algo así como un "hombre superior". De hecho, la idea de un superhombre fue tomada por el nazismo para justificar -erróneamente- la idea de una raza superior. No se entiende muy bien que era el superhombre para Nietzsche, pero para mi no era una declaración de superioridad, como fácilmente se podría pensar, sino una declaración de superación.

Nietzsche, a quien de ahora en adelante llamaré Mr. N, por cuestiones de comodidad o flojera (jeje.. a ver pues, si te parece fácil escribir Nietzsche todo el tiempo!!! te invito a hacerlo!!!), pensaba que este superhombre es una persona que es "capaz de generar su propio sistema de valores", es decir, esta persona debe superar, más bien, desechar todo aquello que le han enseñado que es bueno y justo, y diseñar su propia concepción de lo que es bueno, malo, bello y feo.

Para hacerlo más comprensible aún, el superhombre es una persona que no se deja llevar por los demás, no es una persona que nada junto con la corriente, sino en contra de ella. De ahí podemos situar muchos ejemplos en la historia, pero el más claro ejemplo conocido por todos en este hemisferio, es el de Jesús de Nazareth. Este hombre, llamado por algunos "Dios", no vino con la idea de seguirle la corriente a lo establecido, sino con la idea de instaurar una nueva forma de pensar, una nueva forma de actuar y convivir entre los hombres, un nuevo Reino de Dios. Por esta razón este hombre fue rechazado por las autoridades de la época, quienes vieron en su figura la amenaza al orden político y moral que estaba establecido para el momento, y por eso su crucifixión.

Jesús sin duda era un "superhombre", pero no se puede decir lo mismo de su ideología. Esta es una ideología de rebaño, donde sus seguidores deben ser sumisos y obedientes, a una autoridad o una ley. Es una ideología que limita la capacidad del ser humano, limita su capacidad creativa así como emocional.

Este superhombre guarda mucha relación con la idea del aristócrata de Platón. Platón pensaba que la sociedad debía ser regida por los "hombres sabios", por hombres que saben lo que están haciendo y no cualquier idiota que encuentras por la calle (Dato interesante: En la antigua Grecia, se les llamaba "idiotas" a aquellos que no participaban en los asuntos políticos de la ciudad), de ese modo, rechazaba las ideas de la democracia o la monarquía. La democracia porque no todas las personas saben sobre política, y las personas que no saben no deben participar en las decisiones políticas importantes, del mismo modo en que no querrías que el conserje tome una decisión importante como una cirugía de corazón, sino solamente los doctores especializados en el tema. NO todas las personas tienen que participar. En cuanto a la monarquía, Platón la rechaza porque el derecho divino no hace que un hombre sea sabio, del mismo modo en que tener un piano no te hace pianista. Lo mejor, es que el gobierno sea regido por lo sabios, por los mejores, es decir, los aristócratas (Del Latín "Aristos", mejor; y "Kratos", gobierno. "El gobierno de los mejores"). De este modo, "La justicia -para Platón- es cada quien según capacidades".

Pero hay una pequeña diferencia entre Platón y Mr. N., además de que a Platón le interesaba más la política, y a Mr. N sólo le interesaba molestar (jeje). Para Platón, el hombre debe sólo guiarse por la razón, más no debe dejarse llevar por sus emociones, porque ello irremediablemente le llevará al error y a la injusticia. Por el otro lado, Mr. N. contradice un poco esto. Aunque el superhombre es principalmente un ser que razona, y que cree en lo real y lo que puede ver, no quiere decir que sea un ser insensible, todo lo contrario, el superhombre es un ser que aprecia la vida, que se deja llevar por sus pasiones y emociones. Es decir, es un hombre que se domina a sí mismo, y que ha aprendido a sentir y a pensar al mismo tiempo. O, como yo lo defino: Es un hombre cuyo motor se impulsa por sus pasiones y se guía con su razón.

No se pueden rechazar las propias emociones, sencillamente por que cada emoción nuestra, no sólo es lo que nos hace humanos, sino que cada uno de tus sentimientos es la huella digital de nuestra individualidad o de nuestra personalidad. Guiarse solamente por el uso de la razón es quitarle la libertad al ser humano, de sentir y expresarse, y con ello, se limita su creatividad. No hay manera de que el uso estricto de la razón pueda terminar en un poema, en una escultura o en una pintura. Es precisamente el uso de la imaginación, del sentido abstracto del ser humano, lo que no ha hecho construir grandes edificios, inventar miles de historias (hadas, duendes, orcos y dioses todopoderosos), edificar teorías, y miles de cosas más. Guiar al hombre mediante un sólo y único modo de actuar y pensar, aunque sea este con "la razón", es una forma de ideología del rebaño, donde el hombre debe ser sumiso y obediente, por ejemplo, con lo que resulte del "método científico", de que sólo hay un modo de alcanzar la verdad y el conocimiento. Un ejemplo de esto lo podemos ver en el actual postmodernismo, ese intento de superar las autoridades intelectuales o el intelectualismo.

Para poner un ejemplo más concreto, tenemos la gran diferencia que existe entre la física clásica y la física cuántica. La física clásica es una ciencia determinista, la cual desde Newton hasta mediados del siglo XX, se pensaba que todo era predecible. Al intentar analizar la física al nivel subatómico, los físicos se dieron cuenta de que la física que conocían no era aplicable a este mundo, y fue necesario un nuevo modo de pensar: la física cuántica. La cual no intenta determinar los resultados de un evento, sino predecir todas las posibles variantes (aquí hay un cuadro interesante sobre las diferencias entre las "físicas").

Para expresarlo de un mejor modo: "El talentoso es aquel tirador que le pega a un blanco que nadie más puede alcanzar; el genio es aquel que le pega a un blanco que los demás no pueden ver". (A. Schopenhauer)

Pero ya basta del señor N, que quiero dar mi propia concepción del superhombre, además de lo ya mencionado. El superhombre no es un ser perfecto, ni tampoco quiere decir que nunca cometa errores o que siempre tiene la razón. Todo lo contrario. Para que un hombre sea superhombre, tiene que pasar por el proceso de superación de sí mismo. Un superdotado -gracias a su genética- es una persona a la que se le suele considerar como genio, ya que suele adquirir conocimientos más rápidamente que el resto de las personas. Lo cual, sin intención de demeritar a los superdotados, no es muy impresionante. Si la genética hace que los perros tengan la cualidad de ladrar, eso no tiene nada de impresionante; pero si nos encontramos con un perro que ha aprendido a bajar el inodoro, sin importar cuanto le haya tomado en aprenderlo, eso es una genialidad. Un genio es alguien quien supera, que va más allá de sus propios límites, no alguien quien los cumple. De ahí la famosa frase: "el genio es un uno por ciento de inspiración y un noventa y nueve por ciento transpiración" (Véase aquí para más genialidad jeje)

El superhombre, no sólo sabe que no es perfecto, sino que está en plena consciencia de ello. Si se contradice a sí mismo, está muy consciente de ello. Ya que el superhombre sólo cree en lo real, y cosas como la religión, las costumbres, la autoridad, son falsas para él, eso no quiere decir que no pueda hacer nada de lo anterior. Muy bien, el superhombre, por ejemplo, sabe muy bien que la idea del matrimonio es un invento humano, y por lo tanto falsa, pero eso no quiere decir que la idea no le pueda resultar placentera o incluso bella. Que algo sea falso, no quiere decir que sea inútil, o abominable, sólo quiere decir que es falsa.

El superhombre no se arrepiente de sus errores. De nuevo, esto no quiere decir que si hace daño, no se lamente de haberlo hecho, sino que con cada experiencia y con cada error cometido, entiende que hay un aprendizaje. Todos nosotros somos la suma de todo aquello que pasa en nuestras vidas, de aquello que nos gusta, de aquello que nos molesta, de las conversaciones que tenemos, de aquella película que tanto nos gusta, de aquella canción que nos emociona, de aquel libro que nos hizo reflexionar, de aquel juego nos encantaba de pequeños, del videojuego que nos entretiene, de nuestros aciertos y de nuestros errores, y en fin, de todas aquellas experiencias positivas o negativas que hayamos vivido. De ese modo, arrepentirte de un error no es sólo arrepentirte de una parte de ti mismo, sino también de aquello que has aprendido con tu error. De ahí viene la famosa frase que todos conocemos: "Es mejor haber amado y perdido (errar), que nunca haber amado".

De ese modo, el superhombre es un ser sin vergüenza, y no teme mostrar sus debilidades. Al contrario, transforma sus debilidades en fortalezas. Coloco mi propio ejemplo -para jactarme un poco jeje-, yo tengo algunas dificultades para prestar atención, y me distraigo tan fácilmente que al ver el polvo en el aire soy capaz de imaginarme "Las aventuras de Bacteriolín y el escape del desinfectante"... La cual es una historia muy divertida, pero se las contaré en otro momento. Con ello, a veces me cuesta mucho entender un libro, y tengo que leer, y leer, y leer, y no lo dejo de leer hasta que por fin entiendo lo que se me quiere decir. Ese pequeño defecto, combinado con lo terco que soy (jaja), me hace dar un esfuerzo extra. Cierto, soy de lento aprendizaje, pero aprehendo bien: una vez que entiendo la idea, esa idea es mía. Y en todo lo que puedo, intento hacer de mis desventajas una fortaleza.

Como último punto, el superhombre no deja que los demás edifiquen su ego, él mismo se construye su ego. Para poner un ejemplo, las chicas bonitas suelen tener un ego que es construido por los demás, ya que cada comentario sobre su belleza, edifica su ego... Pero conforme pasa el tiempo, la belleza se va esfumando, y la chica ya no recibe los mismos comentarios que una vez recibió cuando era joven... Su ego se ve afectado, y probablemente le cause depresión, ya que quiere verse bella y joven nuevamente, pero la belleza es efímera... Lo mismo le pasa a los artistas de cine, a los deportistas, incluso a los políticos, quienes poco a poco son olvidados, y nunca pueden tener la misma fama eternamente. Cómo lo dije antes, el superhombre no se deja llevar por los demás, del mismo modo en que lo hizo la pobre (ex) bella mujer. El ego del superhombre está construido sobre bases sólidas, sobre lo que él mismo cree de sí mismo, sobre lo que él quiere, y no sobre lo que los demás creen o quieren, ya que esto último lo convertiría en un ser dependiente. El superhombre no dice: "yo soy maravilloso porque los demás quieren ser como yo", el sólo hecho de que mencione la palabra "los demás", demuestra lo dependiente que es de lo que los demás piensan; lo que debe decir el superhombre es: "Esto es lo que yo quiero", no necesita más.

El idea del superhombre no está específicamente atada a ninguna ideología, y se puede denotar en muchas diferentes tendencias. Pero si algo yo pienso que debe caracterizar a un superhombre, no es solamente su propia superación, sino el de la búsqueda de que todas las demás personas, el resto de los individuos, hagan el mismo esfuerzo. De ese modo, el superhombre no sólo quiere la libertad para sí mismo, sino también para los demás.

Como todo en la vida, es necesario hacer un gran esfuerzo por superarse a sí mismo, y las fórmulas mágicas para lograr todo con facilidad no existen. Esto quizás no es una dieta, o una rutina de ejercicios, ni mucho menos un intento de libro de auto-ayuda, es tan sólo mi tierno intento de impulsar algo que le falta al mundo: Tú.
"Lee todos los días, algo que nadie está leyendo. Piensa todos los días, algo que nadie está pensando. Haz todos los días, algo que todos dirían que sería muy estúpido intentar. Es malo para la mente ser siempre parte de la unanimidad". (Christopher Morley)

"No te molestes en ser mejor que tus contemporáneos o tus predecesores, intenta ser mejor que tú mismo". (William Faulkner)

"Sólo los grandes hombres son realmente obscenos. Si no se hubiesen atrevido a ser obscenos, nunca se hubiesen atrevido a ser grandes". (Havelock Ellis)

"Nunca dejes que tu sentido de la moral te impida hacer lo que es correcto". (Isaac Asimov)

"El que domina a los otros es fuerte; El que se domina a sí mismo es poderoso". (Lao Tse)

"No creas en algo nada mas porque un sabio lo dijo. No lo creas nada mas porque mucha gente lo acepta. Tampoco lo aceptes como real nada mas porque se encuentra en un libro añejo. Ni creas en algo porque te dicen que es de origen divino. Cree solamente en lo que tu mismo puedes probar y juzgar". (Buda)

"El querer hace libres: pues querer es crear: así enseño yo. ¡Y sólo para crear debéis aprender!". (Friedrich Nietzsche)

"Necesitas cáos en el alma para dar a luz una brillante estrella". (Friedrich Nietzsche)


Notas:
1) Aquí la imagen original del libro "Menos Prozac, Más Platón". Libro del cual no me refiero en nada, porque ni lo he leído, pero tengo interés en hacerlo... Pero como dije, el dinero no me desborda de los bolsillos, y no lo he comprado... Se aceptan donaciones jeje. Que Papá Pitufo me los bendiga.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...