La Historia de la Humanidad
es la historia de la estupidez Humana.

8 de agosto de 2010

Uribe acusó a Chávez con la CPI

Ayer se pudo leer la noticia de que el ahora ex-presidente colombiano, Álvaro Uribe, denunció a su no muy querido amigo venezolano, Hugo Chávez, en la Corte Penal Internacional (CPI), por facilitar los crímenes de lesa humanidad perpetrados por las FARC contra el pueblo colombiano. De igual modo, se denunció al Estado venezolano por el mismo crimen en la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH).

Es necesario tener en cuenta la diferencia entre la CPI y la CIDH. La CPI es un organismo mundial, que sólo juzga a personas naturales -como tú y yo-, y no a personas jurídicas, y funciona como una versión internacional de un tribunal penal. En cambio, la CIDH es un órgano americano, y sólo se encarga de investigar los casos de violación de derechos humanos por parte de personas jurídicas, como lo es el Estado venezolano.

Ahora, tanto la CPI como la CIDH, deberán investigar el asunto, para discernir si dichas denuncias son procedentes o no. Lo que es algo que demorará su tiempo, y ni siquiera hay certezas sobre si finalmente dicho juicio se cumplirá. De hecho, ni siquiera es la primera vez que el presidente Chávez es acusado de violación de Derechos Humanos frente a la CPI, ni mucho menos la primera vez que el Estado venezolano se enfrenta la CIDH. Ya para diciembre de 2008, se presentó una querella contra la resurrección de Bolívar por violación de los derechos humanos de los privados de libertad (Véase aquí), del cual no se ha tenido respuesta. De hecho, hay 4 querellas en contra de Chávez en la CPI, y una de ellas por los hechos ocurridos durante el golpe de Estado del 11 de Abril de 2002. Por el otro lado, el Estado venezolano ya fue juzgado previamente, siendo condenado por la Corte Interamericana de los Derechos Humanos por violación de derechos humanos por los hechos acontecidos durante el Caracazo en 1989. Y esos son tan sólo ejemplos.

No faltan los anti-chavistas que se ilusionan con este tipo de anuncios, pensando que: "Ya está listo, el dictador se va por fin". Como anuncié anteriormente, este tipo de procedimientos internacionales demoran mucho tiempo, quizás más que el país democrático más ineficiente, por lo que hay que bajar de esa nube a ese montón de gente. Además, si ocurriese ciertamente un fallo en contra del presidente Chávez, no hay ninguna institución internacional que sea capaz de apresar al presidente, más que el mismo gobierno venezolano (Una intervención de un país extranjero, para apresar a Chávez, significaría inmediatamente la guerra). Un ejemplo de esto, es el caso de la orden de arresto de la CPI en contra del presidente en funciones de Sudán, Omar Al-Bashir. Un caso sin precedentes, pero estúpido. Sudán ni siquiera es firmante del Estatuto de Roma, el cual es el tratado que creó a la CPI, por lo que no está obligada a entregar a su propio Jefe de Estado ni a ningún funcionario. Y aún si fuese firmante del Estatuto de Roma -como lo es Venezuela-, sería necesario que las instituciones del país fueran totalmente independientes, y actúen cuando se les requiere -como no lo es Sudán, ni tampoco Venezuela- y apresen, de ser necesario, inclusive al presidente. Cosa que puedo apostar no ocurrirá ni en Venezuela ni Sudán, y dejará más clara la condición de "dictadura" en la que se vive en el país.

El asunto de la denuncia, más bien podría empeorarlo todo aún más. Lo cual no sólo empeoraría las relaciones entre Colombia y Venezuela, sino también a nivel interno. Mientras Chávez esté en el poder, esa situación lo coloca en la ventaja de que al controlar las instituciones, goza de una auto-proclamada amnistía. Con esa denuncia ante instancias internacionales, le da una razón más al presidente de NO abandonar el gobierno que le protege, y prolongar su permanencia en el poder. Lo cual es exactamente lo que ocurre con Al-Bashir en Sudán, cuyas instituciones, a pesar de no ser firmantes del Estatuto de Roma, deberían de actuar de acuerdo a a los principios morales, y arrestar y entregar al presidente para que sea juzgado.

Pero si eres de lo que piensan que Chávez debe ir preso, tampoco hay que ser negativo, pues debemos tener en cuenta que los crímenes contra los derechos no prescriben, es decir, no se olvidan ni se acaban. Y tarde o temprano, mientras Chávez siga vivo (no me extrañaría que viviera por siempre, como Fidel), él definitivamente será juzgado por sus acciones, así sea dentro de 40 años.

La presencia de las FARC en Venezuela no es nada nuevo, la cual incluso ha ocurrido en gobiernos anteriores (la gran diferencia con los gobiernos anteriores y el presente, es que los primeros si luchaban en su contra), ¿Entonces por qué empezar a decir eso ahora? Se anunció que los datos que demuestran la presencia de las FARC en Venezuela fueron encontrados en el campo guerrillero bombardeado en Ecuador en el 2008, donde murió Raúl Reyes, el segundón de las FARC. ¿Por qué decirlo ahora? Pues es un intento de Uribe de quitarle una carga al nuevo presidente Manuel Santos. De ese modo, quien presentó la querella contra Chávez en la CPI fueron los abogados de Uribe, y no las instituciones nacionales colombianas. Así se intenta hacer ver que el problema es entre Chávez y Uribe, y no entre Chávez y el Estado colombiano. Esa ligera diferencia de sustantivos hace (u obliga) al gobierno venezolano a intentar renovar las relaciones diplomáticas con el nuevo presidente colombiano. Podemos decir que "a Chávez no le queda otra". Le obliga a ser amable, pero no necesariamente en un ambiente de confianza... Las relaciones diplomáticas entre Venezuela y el nuevo gobierno colombiano, son como una burbujita: muy linda al principio, pero que estallará con el mínimo soplo del viento.

Ahora todo queda en manos de las investigaciones de la CPI y la CIDH, quienes dirán si se procede o no a un juicio.

PD: Este fue un post de última hora, ya que no me aguanté las ganas de comentar al respecto jeje.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...